Vuelve a tu primer amor

 

Primer amor

“Yo conozco tus obras, y tu arduo trabajo y paciencia; y que no puedes soportar a los malos, y has probado a los que se dicen ser apóstoles, y no lo son, y los has hallado mentirosos; y has sufrido, y has tenido paciencia, y has trabajado arduamente por amor de mi nombre, y no has desmayado. Pero tengo contra ti, que has dejado tu primer amor”. Apocalipsis 2:2-4

 

¿Sabías que, es posible seguir sirviendo al Señor, mantenerse fiel, tener discernimiento, soportar con paciencia las pruebas y aun así haber perdido el primer amor?

¿Hace cuánto no apartas un espacio en tu agenda, solo para pasar tiempo con Dios?

¿Se ha vuelto tu vida espiritual, rutinaria, tediosa, difícil?

Jesucristo en el libro de Apocalipsis exhorta a la iglesia de Éfeso y la llama a arrepentirse.

 

Señales que has perdido tu primer amor:

 

  • Antes tu deleite era el Señor; ahora es otra cosa.
  • Antes tu devocional era un deleite: ahora es una carga
  • Antes luchabas contra el pecado; ahora sencillamente te dejas llevar
  • Antes asistías a las reuniones; ahora hay excusas.
  •  Antes testificabas a otros sin temor; Ahora te da vergüenza
  • Antes tenías propósitos y metas divinas; ahora tus metas y propósitos han cambiado
  • Antes exhibías fervor y entusiasmo; ahora cunde el desánimo y la apatía
  • Antes todo era seguridad; ahora cunde la duda

Dios quiere que vivamos continuamente en nuestro primer amor, pero para regresar a  ese estado  solo hay un camino y es el del arrepentimiento.

 

Les comparto la letra de una canción reciente llamada  “Dios háblame”  de un grupo dominicano llamado BARAK. Es apropiada para la reflexión de hoy.

 

Si notas que aprendí andar solo, si notas que aprendí a vivir sin ti.
Si notas algo así que solo dependo de mí. Si notas que las cosas
importantes perdí por hacer todo a mi modo si notas algo así que
solo dependo de mí.
Corrígeme y hazme ver, hazme saber que no estoy bien.

(Coro)
Háblame no me dejes continuar, háblame que es por mi bien,
háblame y hazme saber que yo estoy mal. Háblame por favor
corrígeme y aunque duela hazme volver al camino donde
un día camine. Dios háblame.

Si me vez preocupado por pensar en tantas cosas que quiero
lograr si solo pensó en mí, si ya no pienso en ti.
Si notas que la fama me hizo cambiar y ves que no
soy el mismo al hablar si notas algo así no me dejes seguir.
Corrígeme y hazme ver, hazme saber que no estoy bien.


Muchos se han olvidado que la gloria es para ti,
pero si eso me pasa a mi yo prefiero //no seguir//.

 

 

 

Bendiciones

 

Alejandro Vargas

Pastor general

Agua de Vida

SiteLock